La Llengua del Judici, per Bernat Joan i Marí | Noudiari.es

La Llengua del Judici, per Bernat Joan i Marí

 

Aquests dies s’està celebrant el judici contra els líders independentistes catalans que, complint el mandat electoral rebut, varen intentar convertir en realitat la veu del poble de Catalunya, democràticament expressada en el referèndum d’autodeterminació del primer d’octubre de 2017. Com diria aquell, per una vegada que els polítics compleixen el seu programa, acaben davant el Tribunal Suprem.




Una de les irregularitats que se solen denunciar dels judicis que se celebren arreu del món, especialment a llocs on existeix un conflicte de caire nacional, és que els acusats no es puguin expressar en la seua llengua. Se’m podria dir que els líders catalans ho haurien pogut fer. No hi ha cas. La traducció consecutiva no permet, en realitat, l’ús de la llengua pròpia.

Però encara hi ha un altre detall que aquí no es té en compte i que ningú no posa de manifest: els jutges i els fiscals que participen en aquest judici no saben català. Crec que no n’hi ha ni un que parli català. La majoria ni tan sols són capaços de pronunciar els noms ni els llinatges dels acusats. A Israel hi va haver una polèmica que va traspassar les seues fronteres en deterinades ocasions que hi hagué jutges que participaven en judicis a activistes palestins i que no coneixien prou fluidament l’àrab. A dia d’avui no hi ha cap jutge a Israel que jutgi un palestí que no sàpiga parlar àrab fluidament i sense cap tipus de problema. Si no, la comunitat internacional se li tira a sobre. Algú es pot imaginar un jutge canadenc jutjant un quebequès en una llengua que no sigui el francès? Qui s’imaginaria un jutge belga jutjant un flamenc sense tenir el C2 de neerlandès?  La (no) relació dels jutges i fiscals del Suprem amb la llengua catalana automàticament els invalida, els deslegitima, a l’hora de jutjar els acusats. El fet que no sàpiguen pronunciar els noms i llinatges dels acusats els accentua encara més el ridícul que estan fent a nivell internacional. I mostra la situació colonial que pateixen, que patim, tots els catalanoparlants.

Que els magistrats del Suprem no sàpiguen català és totalment legal, a Espanya. Això diu molt del concepte de legalitat que es té en aquest regne. Això, des del meu punt de vista, converteix tot el judici en il·legítim. Per molt legal que sigui. Clar que, en castellà, no distingeixen entre legal i legítim! Una raó més per dubtar de la legitimitat d’un judici dut a terme en aquesta llengua.

Per Bernat Joan i Marí.

20 Respuestas a La Llengua del Judici, per Bernat Joan i Marí

  1. devila Responder

    21 febrero, 2019 en 12:30

    El juicio se celebra en Madrid y según leemos en La Constitución española de 1978.
    Artículo 3
    1.El castellano es la lengua española oficial del Estado. Todos los españoles tienen el deber de conocerla y el derecho a usarla.
    2.Las demás lenguas españolas serán también OFICIALES EN LAS RESPECTIVAS COMUNIDADES AUTÓNOMAS de acuerdo con sus Estatutos.
    3.La riqueza de las distintas modalidades lingüísticas de España es un patrimonio cultural que será objeto de especial respeto y protección.

    Creo que queda claro que el catalán y el castellano no están en el mismo plano a nivel nacional. Si tu deseo es que lo estén, cambia la constitución 😉 De todas formas no tengas pena que hay traductores en la sala.

    En Israel el árabe es lengua oficial y hablada por alrededor del 20% de sus habitantes, nada que ver la relación que quieres establecer con el catalán en España. En Quebec la lengua oficial es el Francés. Y no me hagas explicarte la situación de Bélgica…

    El texto son desvaríos y carece de realidad. Si piensas que un Juez no es legítimo por su color de piel, por su religión, por su lengua, o si lleva gafas o usa sombrero, pinta muy mal esa república catalana y no hace nada más que confirmar lo que quereis hacer en Cataluña :_(

    • Bernat Joan Responder

      21 febrero, 2019 en 21:47

      Segons tu, el percentatge de gent que parla català al Regne d’Espanya, quin és?
      Només la legislació imposada per la minoria hispanòfona continua sent el vostre argument. Molt pobre, certament.

      • devila Responder

        22 febrero, 2019 en 9:00

        ¿Legislación impuesta por una minoría? Partiendo de la base que Cataluña no es un país, sino una comunidad autónoma de España, es un hecho fuera de toda discusión. La ley fue hecha en democracia por la mayoría del país y que está respaldada por la comunidad internacional. Decir lo contrario es faltar a la verdad.
        Ahora vamos con la lengua. En Israel hay una minoría de habla árabe, pero eso no es impedimento para que sea lengua oficial. Cambiad la ley. Los derechos de las personas hay que respetarlos, aunque solo fuera 1 persona en contra de los que dice la mayoría, ¿conoces por ejemplo los derechos humanos? La comunidad internacional lo deja claro y sus observadores cuando vinieron a Cataluña tmb. No puede haber discriminación alguna con el Catalán en Cataluña ya que un Catalán siempre conocerá las dos lenguas, Catalán y castellano. Sin embargo, el resto de los españoles solo conoce como mínimo el castellano, por lo que si puede llegar a haber alguna discriminación sería contra el que no conoce el catalán dentro de Cataluña. Si quieres te puedo pasar el informe del observador internacional.
        Te recomiendo que te releas “La Carta de la Lengua Francesa” y como se tratan a las lenguas indígenas de los pueblos autóctonos, ya que ese francés que consideras minoritario es mayoritario al amerindio, inuktitut, etc. Pero claro, no interesa como no interesa que Cataluña se pueda dividir 😀

        • Bernat Joan Responder

          22 febrero, 2019 en 9:28

          Benvolgut/da Devila, tu i jo no ens entenem en una qüestió bàsica: quina és la nació. I no coincidim en l’acceptació de què és legal i què és legítim. Per mi, la legalitat espanyola, a les Illes Balears, al País Valencià i a Catalunya no és legítima. Podria explicar-te’n les raons, però m’ocuparia massa lloc. Salut i ànim!

          • Robustiano Cipotón

            27 febrero, 2019 en 9:39

            Casi en cada intervención de Bernat Joan destila ese complejo de superioridad que le resulta imposible de ocultar en cuanto defiende minimamente sus postulados.

            Debe fingir una cierta moral socialdemócrata de cara a la galería pero resulta evidente que su excusa para no explicar porque cree que la legalidad española no es legítima es un “porque sí y punto”, en una mezcla como digo, de superioridad y egocentrismo.

    • Bernat Joan Responder

      21 febrero, 2019 en 21:49

      Per cert, no em tergiversis. No parl de la llengua que parlen els jutges… sinó DE LA QUE NO PARLEN. Com poden jutjar-los si no saben ni pronunciar els seus noms i llinatges? Passa això en algun altre lloc del món civilitzat?

      • devila Responder

        22 febrero, 2019 en 8:07

        Artículo 3.1 de la Constitución: El castellano es la lengua española oficial del Estado. TODOS LOS ESPAÑOLES TIENEN EL DEBER DE CONOCERLA y el derecho a usarla.
        ¿Que sentido tiene hablar un idioma que no entiende una de las partes sabiendo que los dos conocen el mismo idioma?
        Decir eso es como decir que un juez no puede juzgar a un asesino porque nunca ha asesinado a nadie.

        • Bernat Joan Responder

          22 febrero, 2019 en 8:19

          Als drets s’hi pot renunciar, Devila. Això vol dir que els catalanoparlants podem renunciar quan ens doni la real gana al dret d’usar l’espanyol. Dit en plata, que ningú no ens pot obligar a parlar espanyol, com s’està fent aquests dies, abusivament, a Madrid. Veurem què en dirà el Tribunal d’Estrasburg. Et puc assegurar que la qüestió de la llengua hi serà un dels cavalls de batalla.

          • devila

            22 febrero, 2019 en 9:23

            Que poco conocemos los deberes y cuanto los derechos… La tercera vez que te lo escribo: Todos los españoles tienen el DEBER de conocerla. Dicho lo cual, los acusados entienden el idioma, no da lugar a la duda. Y aún así existen traductores para que hablen en el idioma que les venga en gana. Decir que se les obliga a hablar en castellano es faltar a la verdad 🙁
            Os acojeis a la lengua como característica diferenciadora. Prostituiis la cultura catalana :_(

  2. Robustiano Cipotón Responder

    21 febrero, 2019 en 12:45

    Previsible el Sr. Joan. Curioso que juzgue (bien traído este concepto) la legitimidad y legalidad de un tribunal en base a un criterio puramente lingüístico sin referencias ni evidencias basadas en reconocidos juristas u organizaciones internacionales.

  3. europeo Responder

    21 febrero, 2019 en 15:22

    pobrecitos acusados, obligados a utilizar el español, lengua en la que parece que se desenvuelven muy bien, que tienen obligación de conocer, además de disponer de la posibilidad de traducción consecutiva. Imagine usted el sufrimiento de cientos de miles de niños obligados a “sumergirse” en una lengua que no es la suya, o los cientos de miles de ciudadanos obligados a utilizar el catalán en sus comunicaciones con estamentos oficiales, a pesar de ser el español lengua oficial en toda España, y a pesar de ser la lengua mas hablada y utilizada en las comunidades autónomas con otras lenguas cooficiales.

  4. Lali Responder

    21 febrero, 2019 en 15:46

    Ni la Unión Europea en su página de internet reconoce el catalán… Y mira que salen lenguas para elegir traducción! Tal vez porque la ponen dónde se merece, una lengua local o regional que lamentablemente tiene más valor en la educación que el inglés y las matemáticas en las regiones dónde la imponen.

    Por otro lado el sr. Junqueras sí que la usó a la hora de hacer su monólogo al no contestar las preguntas del Juez ni del Fiscal. Que triste que los demás no la utilicen, tal vez porque no confían en esa lengua.

  5. Graco Responder

    21 febrero, 2019 en 18:06

    Esta es vuestra república.

  6. Bernat Joan Responder

    22 febrero, 2019 en 9:31

    Aquests dies s’ha demostrat que els acusats coneixen molt millor l’idioma espanyol que no els acusadors. Quina diferència de nivell intel·lectual, entre els acusats i els seus acusadors. Però això no treu, de cap de les maneres, que s’estiguin vulnerant els seus drets lingüístics. Segurament parlen millor la seua tercera o quarta llengua que no els fiscals la primera (potser única) que coneixen. Tothom ho pot sentir dia a dia. Per això no ho transmeten a Espanya. Aquí, per sort, tenim TV3.

  7. Brubaker Responder

    22 febrero, 2019 en 18:59

    I es debats d´actualitat al més 3/24 son molt bons.

  8. A caray Responder

    23 febrero, 2019 en 11:18

    Bon dia Bernat. Tengo curiosidad por saber la lengua que empleaba en su etapa como parlamentario europeo, toda vez que el catalan no figura como lengua oficial en dicho parlamento, igual nos llevamos una sorpresa. Un saludo.

    • Isabel La Catòlica Responder

      23 febrero, 2019 en 16:16

      Me imagino que el Sr. Joan i Marí (por cierto, apellido catalanizado por el mismo dado que su original es Juan Marí) debió deleitar a los eurodiputados con el famoso grito payés UC (ya tuuuuuuu aaaaaaaaah……) ya que el catalán no lo quieren ni en la instituciones más representativas de la Unión Europea.

    • Bernat Joan Responder

      25 febrero, 2019 en 11:35

      Benvolgut/da A caray, per sort ho pots comprovar tu mateix. Vaig parlar, als plens del Parlament europeu, català (autotraduït a l’anglès), anglès (molt majoritàriament), alemany, francès, italià i portuguès. El meu rapport el vaig fer en anglès, i a la meua presència a l’ACP-EU, on era delegat del Parlament pels Verds d’Alemanya, vaig alternar anglès i francès.

    • Bernat Joan Responder

      25 febrero, 2019 en 11:36

      I, a Brussel·les, he publicat cinc llibres (tres bilingües català-anglès i dos directament en anglès). Salut i ànim!

  9. Graco Responder

    23 febrero, 2019 en 19:29

    “Es enternecedor cómo gente que no conoce la diferencia entre el Código Penal y el Código Civil, qué digo, que no conoce la diferencia entre Código Penal y Teo va al Zoo, comenta el juicio. Los lacistas -no pocos periodistas entre ellos- están absolutamente convencidos de que lo que se está celebrando no es un juicio en el Tribunal Supremo, sino un especial FAQS, supongo que en la confusión tienen que ver las horas que le dedica TV3. Celebran cualquier ocurrencia de los encausados como la celebrarían si estuvieran de público en el plató: risas, aplausos, qué bien que habla Romeva, qué zasca de Turull, Junqueras ha emocionado a todos y qué orgullosos estamos de nuestros políticos. (…)

    No sé si acusados y abogados saben que no se encuentran en un programa de TV, en que gana quien más aplausos recibe del público o -caso de la Rahola- quien más grita e impide hablar a los demás. A la vista de sus actuaciones y declaraciones épicas pero intrascendentes, yo diría que están confusos, alguien les ha engañado y, si no en el FAQS, se creen que se encuentran en un remake de aquel ‘Tribunal Popular’ televisivo que hace 30 años nos entretenía y que, sobre todo y a diferencia del Supremo, era inocuo para los acusados. Quien seguro que no lo sabe son los catalanes que, después de leer Teo va al Zoo, se dedican a elogiar declaraciones jurídicamente vacías solo porque a ellos les han gustado.

    Cuando llegue el momento de escuchar la sentencia, unos y otros se darán cuenta de que lo que cuenta en un tribunal son los hechos probados y nada más. Y con la sentencia llegará el susto, llegarán los llantos y llegará la incomprensión ante una dura condena.
    -¿Cómo puede ser? ¡Pero si hablaron como los ángeles!

    Será la hora de nuestro victimismo: la sentencia estaba escrita, se la tenían jurada, Estrasburgo nos dará la razón, seguimos. No habrá autocrítica. Nadie recordará el viejo adagio que el lacismo debería tener grabado a fuego: ‘preocuparos de escoger lo que creéis y los motivos por los que lo creéis, porque si no lo hacéis, podéis estar seguros de que alguna creencia, probablemente no demasiado loable, os escogerá a vosotros’.

    Para seguir objetivamente el juicio, es necesario separar el grano de la paja, por más que sea difícil hallar un solo grano en declaraciones que no son más que paja. Veremos que todo lo que se ha dicho en la sala se reduce a declarar la propia inocencia, no he hecho nada, nada sabía, yo desconocía. Los tribunales de todo el mundo están llenos de acusados que utilizan estos mismos argumentos. Y también lo están, ay, las cárceles”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *