Denuncian que Cala Vedella alberga un vertedero de escombros y coches abandonados | Noudiari.es

Denuncian que Cala Vedella alberga un vertedero de escombros y coches abandonados

@Noudiari / Una parte de Cala Vedella se ha convertido en un vertedero de escombros de todo tipo de materiales y objetos, además de coches quemados y abandonados, tal y como se puede observar en las imágenes que ilustran la noticia.






Uno de los administradores de la página ‘Ibiza Foto a Foto/Agenda’, dedicada a fotografías de Ibiza y Formentera, han compartido estas imágenes para denunciar esta “auténtica aberración que nos hemos encontrado” al final de la calle Pollença de la urbanización de Cala Vedella en Sant Josep.

El autor de las imágenes critica que además del camino, en el acantilado también se acumulan colchones viejos, somieres oxidados, botellas, etc. Señala también que una zona conocida como Cala Nostras está lleno de porquería y pintadas en las casetas varadero, dañando el entorno.

Desde Ibiza Foto a Foto recuerdan que esta urbanización está gestionada por una empresa privada desde el año 1973,Urbanizadora Mediterránea S.A.

“En marzo de este año, esta misma empresa y por las obras de la nueva depuradora, descargó camiones de rocas y arena en este mismo lugar, ojo, en zona natural”, argumenta el denunciante. Tras el revuelo que se creó y la denuncia de un vecino, la empresa decidió retirar todo de allí. “Usaron una excavadora y sacaron 30 camiones llenos, dejando allí un montón de escombros, según ellos, ya estaban allí antes”, añade.

Este grupo de ibicencos que además de fotografiar las pitiusas hacen rutas de limpieza de calas y cuevas, consideran que el mantenimiento de Cala Vedella es deficiente ya que tiene falta de aceras, alumbrado, aparcamiento… “¿No es la empresa que se encarga del mantenimiento de la urbanización?”, se preguntan.

Consideran que también es un  problema político y que mientras unas zonas están así de descuidadas se siguen proyectando otras promociones como Maya Suites, Vadella 24 o Vadella 64.

“Me fui del lugar con la cabeza agachada, las lágrimas recorrían mi rostro. Esta isla necesita un cambio por que nos la estamos cargando. “, explica Antonio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *