Vila, Sant Jordi y Sant Antoni, entre las zonas de la isla con más contaminación lumínica | Noudiari.es

Vila, Sant Jordi y Sant Antoni, entre las zonas de la isla con más contaminación lumínica

 

El mapa realizado por la asociación astronómica sobre la contaminación lumínica de la isla.

@Noudiari/La Asociación Astronómica de Eivissa (AAE) ha concluido el primer estudio sobre la calidad del cielo nocturno de la isla y ha pedido medidas legales “para evitar la amenaza de la contaminación lumínica” tras comprobar que la calidad general del firmamento “es buena”.

La asociación ha explicado que el estudio, dirigido por el profesor Jaime Zamorano, del Departamento de Astrofísica y Ciencias de la Atmósfera de la Universidad Complutense de Madrid, cuenta con el primer mapa sobre la distribución espacial del brillo del cielo nocturno de Ibiza, que cubre casi la totalidad de la isla.



El mapa localiza las zonas más afectadas por la contaminación y aquellas que aún mantienen “una oscuridad considerable”. 
En esta línea, la agrupación señala que “sorprendentemente, todavía quedan bastantes lugares oscuros que permiten observar el cielo nocturno estrellado, pero que están bastante aislados y muy apartados de las grandes áreas urbanas”.
De esta forma se refiere a la zona de Es Amunts, que presenta áreas con un buen cielo libre de contaminación, al igual que “un pequeño rincón” de la zona de Cala d’Hort, justo la que corresponde al Observatorio Astronómico de Cala d’Hort.  
En el otro extremo, el mapa verifica que las peores zonas son las áreas de Vila, Sant Jordi, Sant Antoni, y zona sur del municipio de Sant Josep. El aeropuerto y las grandes carreteras que conectan Vila con Sant Antoni y Santa Eulària, también son las áreas más afectadas por la contaminación lumínica. 
Desde la asociación señalan que el estudio tiene como objetivo poner de manifiesto el problema de la contaminación lumínica y su incidencia en la isla, y preservar las zonas “que todavía disfrutan de una oscuridad considerable”.
Impulsar la ley
También esperan que sea un referente para concienciar las diferentes administraciones y a la ciudadanía en general, de cara a preservar y mejorar el cielo oscuro de las Pitiusas.
En sentido, explican que habiendo zonas casi libres de contaminación lumínica, se debe imponer “una contención, e incluso una disminución de la iluminación inadecuada”.
La agrupación reclama “desde hace tiempo” el desarrollo de la Ley 3/2005 de 20 de abril, de protección del medio nocturno de las Islas Baleares por parte del Consell de Ibiza. 
Con este estudio buscan impulsar la ley ayudando en la zonificación como paso previo para el desarrollo de un reglamento, con el fin de que los ayuntamientos tomen conciencia de que “la contaminación lumínica es un problema importante”.
“Un cielo sin luces artificiales es esencial para la práctica de la astronomía, pero también para el adecuado descanso de las personas y la preservación de las especies silvestres”, señalan desde la AAE, que ya está manteniendo reuniones con las instituciones locales para desarrollar la normativa.
5.290 mediciones 
Para hacer el estudio, se ha utilizado un fotómetro astronómico profesional diseñado para medir la brillantez superficial del cielo nocturno. 
Se ha conectado a un ordenador y se ha instalado en el techo de un vehículo apuntando al zénit, “proporcionando lecturas del brillo del cielo durante los diferentes recorridos realizados por las carreteras de la isla”, ha detallado la asociación. 
También se ha adaptado en un barco para tomar medidas marítimas. 
Hasta el momento, se han realizado 5.290 mediciones en toda la isla y en los alrededores marítimos, entre el 18 de noviembre de 2016 y el 23 de septiembre de 2017.
Con los datos recogidos, el profesor Jaime Zamorano ha elaborado el mapa presentado y que se puede consultar en linea a través de la página web de la AAE, en su sección de Contaminación Lumínica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *