Los sanitarios de Ibiza y Formentera mejoran su formación para atender a pacientes crónicos | Noudiari.es

Los sanitarios de Ibiza y Formentera mejoran su formación para atender a pacientes crónicos

Asistentes a la formación sobre pacientes crónicos. Foto: Área de salud de Ibiza y Formentera.

@Noudiari / El Área de Salud de Ibiza y Formentera ha celebrado una jornada de formación en cronicidad en el Hospital Can Misses a la que han asistido más de medio centenar de profesionales sanitarios.

En el encuentro organizado por la Dirección de Atención Primaria, han participado médicos y enfermeras de atención primaria y atención hospitalaria, entre los que se encontraban los referentes en cronicidad de cada centro de salud, enfermeras gestoras de casos, la Unidad de Cuidados Paliativos y la Unidad de Hospitalización a Domicilio y representantes del Servicio de Urgencias, entre otros.

En la jornada se han abordado los conceptos de paciente crónico complejo y paciente crónico avanzado y se han trabajado en grupo nuevas estrategias de abordaje al paciente crónico complejo y avanzado, además de reflexionar de manera conjunta sobre las actuaciones implementadas en Ibiza y Formentera.

Ester Limón Ramírez, doctora en
Medicina por la Universitat de Barcelona, durante la ponencia.

La ponente ha sido Ester Limón Ramírez, doctora en Medicina por la Universitat de Barcelona y docente en el Máster Universitario en Atención y Cuidados Paliativos de la Universitat de Barcelona-Universitat de Vic.

Nueva incorporación a la Unidad de Cronicidad
La Unidad de Cronicidad del Área de Salud de Ibiza y Formentera ha incorporado a una nueva enfermera gestora de casos.

Se trata de Marilina Romera, que se encargará de Cronicidad en el Hospital Can Misses. Hasta su incorporación, el Hospital tenía como responsable a Eva Moreno, que ha pasado a coordinar las zonas de salud de Sant Josep y Sant Antoni.



Con esta incorporación, el equipo de cronicidad está formado por la coordinadora, la doctora Maria Tresserra, y seis enfermeras gestoras de casos: Isabel Repullo, para los centros de salud Es Viver y Sant Jordi; Noa Bazal, para los centros de Vila y Can Misses; Carmen Cuadra, para la Zona Básica de Santa Eulària; Mónica Yern, como enfermera de casos pediátricos y Centro de Salud de Formentera, además de las anteriormente mencionadas Eva Moreno para las zonas de salud de Sant Antoni y Sant Josep, y Marilina Romera para Can Misses.

Las enfermeras gestoras de casos garantizan la coordinación y continuidad asistencial para los enfermos crónicos avanzados y complejos a través de reuniones periódicas del equipo de cronicidad.

Además, son las encargadas de coordinar las reuniones entre distintos niveles asistenciales de atención primaria y atención hospitalaria de Can Misses y el Hospital de Formentera.

Los pacientes crónicos son identificados a través de la historia clínica mediante una aplicación informática que ha adaptado el Servicio de Salud y que permite que todos los profesionales puedan identificar a estos pacientes desde su mismo historial, puedan conocer sus necesidades y anticiparse a las posibles complicaciones, y puedan aplicar el protocolo adecuado y seguir los circuitos idóneos en cada momento.

El eje de la atención a las personas con enfermedades crónicas está en Atención Primaria. Desde dicho ámbito se identifica a los pacientes crónicos complejos, se establece un plan de cuidados individualizado y se asegura la continuidad asistencial activando los recursos necesarios en la comunidad.

Los profesionales de Atención Primaria, referentes del paciente, son uno de los pilares fundamentales del nuevo modelo de atención a la cronicidad, ya que de ellos depende asegurar una atención domiciliaria proactiva y de calidad. Para la doctora Violeta Vega, directora de Atención Primaria «el proyecto de atención a la cronicidad supone uno de los más importantes retos para todo el sistema sanitario público de Balears, que se encuentra ante un cambio de modelo en todos los niveles asistenciales, al mismo tiempo que se nos presenta una oportunidad de mejorar las necesidades de una población cada vez más mayor y a la que también debemos implicar, junto al cuidador y a la familia».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *